miércoles, marzo 31, 2010

THE FOUR TOPS

MacArthur Park...




PUNTO DE FUGA

INOLVIDABLE

Orfeo negro...


SILVER BRICK ROAD...


Me gusta leer a Montaigne.
Después de terminado uno de esos estériles debates televisivos en los que los participantes se limitan a calificar el propio planteamiento y descalificar el de los otros, recuerdo el largo capítulo que en sus Ensayos dedica a la educación. En un momento del mismo, el francés apela a la calidad de las personas para el buen funcionamiento de una sociedad y de un sistema político.
Sin personas de calidad ningún sistema es posible y esa calidad pasa principalmente por una buena educación, entre otras cosas proporcionando a quienes la tienen el buen sentido de no anteponer el interés propio a cualquier precio. Saber dónde está el límite de aquello que uno defiende, conocer el límite razonable del propio interés y entender aquello del otro que debe ser asumido buscando encontrar puntos de acuerdo, lugares incuestionables a cuya solidez regresar de las magmáticas arenas movedizas de la lucha retórica en el ágora público.
Ya sucedió algo parecido en la antigua Grecia, cuando imperaba la escuela de los sofistas que en su decadencia terminó en una especie de esgrima retórica destinada a encontrar el argumento victorioso para defender la propia postura a cualquier precio.
Y al final, el esfuerzo de ponerlo todo en cuestión buscando el triunfo en el debate por la consecución del triunfo mismo afectó a la credibilidad de los discursos de unos y de otros.
Porque no había un lugar al que regresar y reconocer como incuestionable y cierto, un lugar que legitimara con su existencia la calidad de los concurrentes en el debate.
Los extremos se unían y daba lo mismo que algo fuera cierto o incierto. Sólo se trataba de vencer, pero tras ese triunfo no había nada más que una legitimación procedente de la mayor o menor habilidad para derrotar al adversario, una legitimación metodológica que nada tenía que ver con el valor de verdad del argumento de cara para su aplicación al mundo.
Irresponsablemente se había vencido y con lo único con que se contaba, una vez terminado el fragor de la lucha, era un argumento que solo servía para vencer y que, al salir del agora, quedaba calcinado como un vampiro bajo la arrasadora luz práctica de las cosas.
Algo parecido sucede ahora.
No hay nada incuestionable en el perfecto opuesto a la habermasiana acción comunicativa en que se ha convertido la vida pública.
En la arena pública y en su metonimia de los medios de comunicación los que concurren lo hacen única y exclusivamente para sacar adelante su planteamiento.
Y en lo que respecta a su valor de verdad, las opiniones se anulan unas a otras porque la puesta en escena contribuye a proyectar la sombra de la sospecha de que en el fondo no hay ninguna verdad.
Sólo técnicas, mecánicas, artes empleadas en mayor o menor medida para acreditar y desacreditar.
Se confunden los términos y la discrepancia se convierte en fin, cuando debiera siempre ser un medio para llegar a alguna clase de acuerdo.
Incluso durante la II Guerra Mundial las potencias del eje y los aliados mantuvieron canales más o menos regulares de comunicación a través de países neutrales como Suiza, Portugal o Suecia. Me viene a la memoria la participación de Nordling, el consul del país nórdico, en los sucesos que precedieron a la liberación de París.
No se trata de negociar, sino de contar con la certeza de la existencia de lugares que permitan hablar, que permitan transmitir al otro incluso la existencia de planteamientos firmes e inflexibles.
Forma parte del conflicto civilizado que el enemigo no tenga la sensación de sentirse acosado, de evitar generar en él la desesperación de sentirse entre la espada y la pared, sentimiento que puede llevar a planteamientos mucho más extremos que incrementen el precio del éxito mucho más de lo imaginado.
Con la independencia de la bondad o maldad ética de la causa, predicar la aniquilación total del otro es un error propio de bárbaros... No es una postura ni civilizada ni inteligente porque la desesperación suscitada en el otro puede conducir a planteamientos de terminales situaciones extremas que pueden implicar un triunfo que suponga un inesperado coste mayor... aunque, como el vencedor siempre escribe la historia, terminarán engrosando la ya interminable columna del debe del derrotado.
Y todo porque mucho más importante que las victimas sucedidas, y siendo muy importante su pérdida, todavía lo es mucho más el asunto de las victimas que aún no han sucedido y pueden evitarse. Cualquier otro planteamiento implica que las propias directrices están gobernadas por la oscuridad y la destrucción.
Teniendo siempre los límites claros, sin traicionar a la propia causa, los canales de comunicación, si son posibles, siempre son necesarios. Incluso para que sólo estén ahí y jamás sean utilizados.
Confundir negociación con comunicación es un planteamiento muy poco civilizado.
No me gusta que se practique esta confusión con el problema vasco.
No hay luz ni oscuridad sin los pequeños instantes de grisura que preceden a los atardeceres y amaneceres.

lunes, marzo 29, 2010

THE PACIFIC

Pedazo de intro!


TREME

Después de The wire...



domingo, marzo 28, 2010

"El cardenal Tarcisio Bertone, secretario de Estado de la Santa Sede y número dos del Vaticano, ha dicho esta semana que un "anticristianismo radical y demencial se está difundiendo por Europa de una forma rastrera". El grito desesperado ante las informaciones de los escándalos de pederastia que la Iglesia ha ocultado en el pasado (Alemania, Austria, Estados Unidos) revela la angustia de la Curia ante la crisis de credibilidad generada por la plaga de la pederastia."
(Leer más)

Con respecto al tema de la pederastia, creo que la iglesia católica se equivoca defendiéndose como una institución cualquiera, de este mundo.
Opinando sobre la realidad de los hechos, hablando de complots, relativizando sus incidentes de pederastia dentro de la totalidad, recurriendo a la retórica y a la aprobación de los propios para salvaguardar su posición sólo empeorará las cosas. Como Zapatero defendiéndose de Rajoy o Rajoy defendiéndose de Zapatero... Y en ésto como en otras tantas situacioness muestra cuál es el verdadero lugar y condición de su reino.
Una institución que en teoría obtiene su autoridad de un determinado posicionamiento moral no debe rebajar su nivel de comunicación descendiendo a la arena donde se reparten los navajazos a discreción. Y en este sentido su posicionamiento público supone un reto para su personal de comunicación y mas si se tiene en cuenta que hay hechos que a estas alturas resultan incontrovertibles:

1. - Han habido abusos que son delito en el código penal
2.- Esos abusos se han resuelto de forma interna sin tener en cuenta nada más que el punto de vista canónico y no el de la sociedad civil del que sacerdotes abusadores y niños abusados forman parte.
3.- Esos abusos se han resuelto teniendo en mayor consideración al sacerdote abusador que al niño abusado.

No voy a entrar en más detalles. Ya es suficiente con ésto.

Y por supuesto que la iglesia tiene enemigos, pero lo que no debe hacer es proporcionar verdades a sus enemigos para que estos las utilicen en su contra. Los enemigos hacen lo que hacen los enemigos... atacar, intentar destruir... pero lo que uno jamás debe hacer es proporcionarles material para que estos hagan su parte a favor de viento.

Y si una institución define su participación en la vida pública desde la defensa moral de un estilo de vida, si aspira a decirle a los demás cómo debe ser vivida la vida, está más obligada que ninguna otra a que su imagen pública sea impecable. Nadie les ha obligado a ser portadores de esa verdad y tampoco nada nos obliga a creerles como los verdaderos portadores de esa verdad si el ejemplo público que se da no está a la altura del río de palabras pronunciadas.

Mucho menos si es evidente que se aplican a si mismos una diferente vara de medir... Y está claro, por las propias acciones de la iglesia, que las vidas de las mujeres que se ven obligadas a abortar o las vidas de los africanos que no se ponen un condón merecen menos cuidado que las de sus propios funcionarios sacerdotales, cuidados y protegidos en su delito.

Y ante esta evidencia, como siempre, la iglesia sólo opone palabras y más palabras.

"El Pontífice, que ha presidido en la plaza de San Pedro el rito que abre la Semana Santa, ha manifestado que el hombre puede elegir seguir a Jesús hundirse en la ciénaga de la mentira y de la indecencia. "Jesús nos conduce hacia lo que es grande, puro. Nos lleva hacia el aire salubre de las alturas, hacia la valentía que no nos deja amedrentarnos de las murmuraciones de las opiniones dominantes, hacia la paciencia que soporta y sostiene al otro", ha afirmado, con voz fuerte, ante varias decenas de miles de fieles que han asistido al acto en El Vaticano."
THE GHOST WRITER

La muerte en extrañas circunstancias del escritor encargado de escribir las memorias de Lang, un ex primer ministro británico, deja una vacante que un nuevo escritor debe ocupar. Este retomara el trabajo de su predecesor hasta el mismo peligroso lugar lleno de comprometedores secretos donde quedó.

Las atmósferas opresivas y amenazantes son un elemento recurrente dentro del cine de Polanski. En casi todas sus películas, sus protagonistas son portadores de una mirada inocente que es introducida en lugares y situaciones que parecen esconder mil y una amenazas...

La mansión de "cu-de- sac", el castillo de "El Baile de los vampiros" o el edificio de "El inquilino"... Los lugares son como enormes telas de araña que atrapan al inocente protagonista en una perversa dinámica de consunción de la inocencia, dinámica
que siempre es consecuencia de un trágico e inevitable proceso de descubrimiento de la verdad alimentado por la propia forma de ser de los personajes. La curiosidad, la sospecha, la duda siempre terminan conduciéndoles a finales dramáticos.

Para Polanski siempre hay algo amenazante en la aparente inocencia de una realidad cuya apariencia es una estructura tramposa que esconde, no puede evitar esconder completamente, el peligroso secreto de una infraestructura kafkiana que, como las plantas carnívoras, esconde su verdadera condición devoradora bajo una apariencia anodina y sospechosa de cotidianidad.

En este sentido no es extraño que la parte esencial de la historia se desarrolle en la moderna mansión que en un invernal Cape Cod tiene el político Lang. Allí es donde, con su polanskiana inocencia de cordero que será degollado, el escritor toma contacto con esa tela de araña que poco a poco irá atrapándole en un juego de verdades y mentiras con la alta política internacional como fondo.

Para Polanski, la verdad no libera, sólo destruye.

De algún modo, su obra presenta la alienada debilidad del individuo frente a una estructura mayor, omnipotente y omnisciente que le utiliza y sobrepasa. Y seguramente su formación humana y profesional en la Polonia comunista de la década de los 50 del siglo pasado ha debido contribuir en gran medida a la formación de esa percepción intrínsecamente perversa de la relación que los individuos tienen con la realidad que les rodea, una realidad que esconde su verdadera trama y que, como la hidra, destruye a todos aquellos que osan enfrentarla frente a frente.

Y en este sentido, resulta extraño que Polanski nunca hubiera filmado un genero que parece hecho tan a su medida como el "thriller" político hasta este "Ghost writer" que, finalmente y una vez superados los problemas del director con la justicia que complicaron el desarrollo del proyecto, se estrena en los cines de nuestro país.

Seguramente porque las reglas no escritas del género obligan al espectador a la sospecha y Polanski se siente más cómodo en entornos dramáticos menos definidos, más susceptibles a una orfandad en la mirada del espectador que potencia los efectos desasosegadores de la propuesta del director polaco.

En cualquier caso, el mundo de Polanski está muy por encima del argumento que le proporciona la novela de Thomas Harris en que se basa la película. Falta grosor, carne, entidad que engorde esa salsa compleja que es el principal ingrediente de los platos que Polanski gusta servir a su público sobre la pantalla blanca.

Y la película se resiente por ahí, en la insustancialidad de una anécdota que en muchos momentos se ve incapaz de soportar el tremendo peso de la opresiva atmósfera que el director polaco pretende crear en torno a Lang y su secreto.

Aceptable.


THE HIDDEN BLADE

Tras "The twilight samurai", esta segunda entrega de la trilogía sobre samurais del director Yoji Yamada se mueve en dos niveles narrativos. Por un lado la historia de amor entre el samurai Katagari y la sirviente Kie, un amor que la rígida sociedad feudal hace imposible y por otro la presentación de la decadencia de esa misma sociedad.

"The hidden blace" sucede en el final de los más de doscientos años de shogunato Tokugawa... la capital del Japón todavía es Edo, pero, y por muchas cosas que suceden a lo largo de la historia, las sombras de la inevitable y revolucionaria época Meiji que está por llegar se proyectan por todas partes.

Principalmente, por la forma en que el modo de vida feudal entra y sale de las vidas de los personajes abocándoles siempre a situaciones y decisiones que resultan injustas porque van en contra de su voluntad.

La modernidad parece surgir por todas partes, con la naturalidad con que surge el imposible amor entre los dos protagonistas y, contra esa naturalidad, el viejo sistema se defiende... la obligatoriedad de separarse de Kie que, desde arriba, será impuesta. Katagiri será obediente y disciplinado, aceptará la realidad que la educación y el decoro les exigen, pero, y al mismo tiempo, comprobará que sus superiores no tienen ese mismo sentido del orden y usarán con corrupción las ventajas que les proporciona la rígida sociedad estamental para obtener beneficios que van más allá de los aceptable.

Hay una constante sensación de decadencia y corrupción alrededor de Katagiri en todo lo que no tiene que ver con su relación con Kie... Los viejos samurais lamentan el uso de las armas de fuego, sus superiores utilizan el poder en beneficio propio obligándole a respetar unas normas que ellos mismos no respetan.

Hasta cierto punto "The twilight samurai" y "The hidden blade" se parecen. En ambas hay un protagonista que con estoicismo padece el conflicto entre su deseo y la rigidez de la sociedad estamental en la que vive, un conflicto que tiene que ver con el amor romántico que siente por una mujer, un amor que contraviene los usos, las costumbres y las normas de etiqueta y que le conduce a un exilio interior del que sólo saldrá en el momento conveniente para hacer justicia a aquellos corruptos que desde su posición de poder se aprovechan de los débiles de acuerdo con un moderno sentido de lo que es justo o no lo es.

La resolución de esa situación se convierte en catarsis que permite al protagonista liberarse y reconducir su vida por los caminos de la heterodoxia social.

Situado en el umbral entre dos mundos, el samurai se convertirá en héroe por sacrificar su posición en ese mundo para seguir los dictados de su entendimiento y de su corazón, unos dictados que inevitablemente le conducen al enfrentamiento con una sociedad que por los rigores mismos de su decadencia ha devenido en injusta.

En ambas historias, los dos protagonistas son testigos de una línea argumental sobre cuyo protagonista, la mujer de un amigo, cae a plomo toda esa injusticia obligándoles a ellos, silenciosos e impotentes espectadores durante la práctica totalidad de su desarrollo, a tomar una postura drástica y definitiva; un gesto que busca equilibrar esa balanza que parece que para siempre va a estar desequilibrada. En el caso de Katagiri, utilizar el arte de combate del filo oculto, del que toma titulo la película contra un alto cargo administrativo de su clan.

Interesante y emocionante.


sábado, marzo 27, 2010

"Sorprende, por una parte, la facilidad con la que, en el caso de la interrupción voluntaria del embarazo, la jerarquía eclesiástica establece la relación directa entre pecado y delito exigiendo las consiguientes sanciones penales para las mujeres y sus colaboradores, y, por otra, la dificultad a la hora de hacer lo mismo con los abusos sexuales cometidos por personas consagradas a Dios..."
(Leer más)

viernes, marzo 26, 2010

PEDOFILIA Y SANTIDAD

El tema de la pederastia es sólo un ejemplo más...
El progresivo proceso de laicización ha venido modificando la posición de la iglesia dentro del juego social. Poco a poco la iglesia ha dejado de ser incuestionable árbitro del orden establecido para adoptar el degradado papel de participante cuyo punto de vista es uno más a la hora de organizar el funcionamiento de nuestras sociedades.
Una de las consecuencias colaterales de esa degradación es que la iglesia ya no es mirada desde abajo sino de igual a igual por los otros participantes en el constante y diario bullir social. Los planteamientos de la iglesia ya no sobrepasan la frontera que separa a aquellos que por motivos éticos y morales deciden someterse a su mandato de los que tienen otro modo distinto de ver las cosas. Y en este sentido la iglesia (y los suyos) deben acostumbrarse al imposible (por lo visto) de ser interpelados y cuestionados en planteamientos que, por definición, sus integrantes no cuestionan.
Hay otros puntos de vista sobre las materias en torno a las que la iglesia tiene un criterio y, en este sentido, el ejercicio de tolerancia hacia aquellos que no ven las cosas de la misma manera es una actividad que se me antoja más que recomendable.
En temas como el aborto y el uso del preservativo, la iglesia católica debería empezar a entender que existe un espacio de convivencia más allá de del espacio generado por sus creencias, más allá de su comunidad; un espacio donde su parecer sólo es un parecer más y en el que no sólo necesita vencer sino también convencer a aquellos que no ven las cosas del mismo modo.
Lo mismo sucede con el asunto de la pederastia.
Una vez que se ha perdido esa incuestionable posición de factotum del poder social y se ha descendido a la arena, junto a los demás mortales, las vergüenzas resultan siempre más evidentes y más complicadas de ocultar... y el asunto de la pederastia es una completa vergüenza.
A la sociedad en general no le interesa tanto la intensidad con la que los católicos son fieles a sus creencias sino en el modo en que ese grupo se relaciona y encaja con el resto... desde una perspectiva católica será problema de los otros enfrentarse a la posibilidad de la condenación eterna. Y, por lo que veo, en la actitud de la iglesia hay un punto de rey destronado que no está acostumbrado a ser interpelado y cuestionado cuando alguna de sus vergüenzas es puesta al descubierto.
No es que exista un complot global contra la iglesia católica, es que buena parte de la sociedad global pide cuentas a una institución acostumbrada a hacer lo propio desde la alta columna de su moralidad no conformándose tanto con las explicaciones dadas hasta el momento como con la gestión interna del asunto.
La dureza con la que se juzga a las mujeres que abortan contrasta como mínimo con la levedad con la que se despacha a los sacerdotes culpables incluyendo la conveniente separación entre pecado y persona, una separación que sería de gran ayuda para afrontar temas como el uso del preservativo o el ya mencionado del aborto... pero parece que ni las excomulgadas mujeres ni los excomulgados africanos pueden gozar de ese privilegio.
Los tiempos han cambiado... y antes de preocuparse por que la totalidad de una sociedad respete la mayor cantidad posible de sus propios valores, la iglesia debería preocuparse de que los suyos tuvieran la libertad suficiente como para poder vivir plenamente su sentido de la moral.
Los tiempos han cambiado... y ahora más que nunca la iglesia católica está obligada, antes los miles de ojos que la contemplan, a predicar la santidad, que los suyos no le discuten, con el ejemplo.
Su mensaje es uno más de los que concurren y pedir que los demás cedan ante la arrolladora evidencia de su simple presencia es no entender de qué va el mundo o reconocer de forma tácita una incapacidad de ser verdadero y real ejemplo.

jueves, marzo 25, 2010

GREEN ZONE: DISTRITO PROTEGIDO

Hollywood ha encontrado un filón en la conexión entre el director Paul Greengrass y el actor Matt Damon para continuar produciendo entretenimiento y dinero desde las claves del cine acción... El estilo adrenalítico con cámara al hombro del que Greengrass es un claro maestro encuentra su contrapunto estético en la impenetrable expresión estólida de Matt Damon, el héroe al que esa cámara nerviosa busca enfocar en el marasmo de la más intensa acción.

Con "Green Zone" el binomio de oro intenta prolongar el éxito obtenido con las tres películas de la saga Bourne y, como inventar siempre es arriesgado cuando se tiene la constatación de lo que el público ha querido, "Green Zone" repite el esquema básico sobre el que se articulaban las tres películas protagonizadas por Jason Bourne... El héroe, interpretado por Damon, se ve inmerso en una situación en la que un personaje gubernamental poderoso utiliza los inagotables mecanismos del poder para perseguirle buscando evitar ser dañado por lo que Bourne puede hacer o saber con respecto de él y su trabajo

En este caso, Bourne se llama Miller, un alferez del ejército norteamericano que, una vez terminada la segunda guerra Irak, está encargado de encontrar las famosas armas de destrucción masiva... pero las armas no aparecen. La casualidad durante el desempeño de su infructuoso trabajo le pondrá en relación con una trama oculta de intereses que es propietaria de la clave que resuelve el misterio de esas esquivas armas de destrucción masiva. Y como no puede ser de otra forma, el villano hará lo imposible por evitar que Miller consiga que la verdad se sepa... incluso poniendo al propio ejército estadounidense en su contra.

"Green Zone" es una entretenida película cuya acción impactante sucede sobre una bien traída trama, la de las armas de destrucción masiva. Su propuesta funciona sumergiendo al espectador en una muy creíble Bagdad digital donde Miller intenta desentrañar el ovillo del misterio que dará sentido o se lo quitará a su trabajo como militar dentro de la guerra de Irak.

Las virtudes de la película enmascaran algún que otro defecto como la poco creíble actitud del personaje de Miller que más parece un contestario periodista de investigación que un militar obsesivamente entrenado en la más ciega de las obediencias o el muy conveniente y apresurado final que permite integrar "a capón" la juguetona propuesta-ficción de la trama con la realidad histórica de la nación iraquí.

Entretenida.
EDDIE IZZARD

Star wars...


miércoles, marzo 24, 2010

Se pregunta dónde estará el final del invisible hilo que incansablemente enhebra la tristeza insondable de su mirada.
Con aplicación se esfuerza en perseguir la huella que, invisible, prende el estancado aire con vibrante llama de encarnada ala.
Inadvertido persigue el final de la alargada sombra proyectada y sus esfuerzos sólo conducen a inexplicables puntos de fuga que definen un impenetrable secreto con sus fantasmales perspectivas de naturaleza ignorada.
Y la irrefutable aritmética de los hechos habla:
sabe diferente la común copa de vino,
el mismo azul despierta distintos vuelos
cada boca escoge sus propias palabras...
No hay respuestas.
Sólo la irremediable distancia de la propia sangre resonando fuerte y clara.
"Prevalecía la tradición inveterada de que, al fundarse el Capitolio por uno de los reyes romanos, el dios Término (que presidía a los linderos, y se representaba al estilo de aquel tiempo con una gran piedra) fue, de todas las deidades inferiores, la única que se negó a ceder su sitio al mismo Júpiter. Infirióse favorablemente de su pertinacia, interpretada por los agoreros que era un presagio positivo de que jamás vendrían a cejar los confines del poderío romano."
(Edward Gibbon, Historia de la decadencia y ruina del imperio romano)
EDDIE IZZARD

Stonehenge...


Preguntas a pie de página...

"Desde aquel 6 de febrero de 2009 en que Garzón pisó el avispero, el juez se ha convertido en la diana perfecta de los presuntos delincuentes, que desde el primer día intentaron sacarle a codazos de la investigación y que ahora intentan inhabilitarle como magistrado..."

¿Importa algo que existan motivos reales para inhabilitarle?
¿Es relevante que el comportamiento de Garzón le haya colocado en una situación de debilidad de la que, y amparándose en la propia ley, los criminales y conspiradores pueden sacar ventaja y provecho?

"Pero los corruptos también conocen que, antes de las escuchas ordenadas en la cárcel que ahora serán anuladas, el trabajo de investigación de Garzón, de la Fiscalía Anticorrupción y de la policía, además de la confesión de diversos participantes en la trama, acumula cientos de pruebas de la existencia de una grosera corrupción que logró sacar de la Hacienda pública decenas de millones de euros para lucrar a los cabecillas de la trama y engordar las cuentas corrientes de al menos una decena de dirigentes del PP, entre ellos, según la investigación, el tesorero nacional del partido."

¿Y si es así de quién es la culpa?
¿La instrucción de una causa debe hacerse al margen del derecho? ¿No forma parte del trabajo de un juez instruir las causas de acuerdo al derecho?

"Desde entonces hasta hoy, los supuestos corruptos y otros interesados que aprovecharon la coyuntura han logrado convertir al juez Garzón en imputado pues tiene abiertos tres procesos en el Tribunal Supremo que pueden acabar con su carrera, la que más reconocimiento internacional ha cosechado de toda la judicatura española."

¿Es esta la primera causa de Garzón que resulta invalidada por no ajustarse a derecho?
¿Son estos los primeros "presuntos" que escapan de recibir su castigo por defectos de forma?
¿Dónde está el periodismo de investigación?
¿No lo habrá asesinado el periodismo de comunicación que está monolíticamente seguro tanto de que los imputados son verdaderamente culpables como de que el modo de proceder de Garzón fue adecuado y conforme a derecho?

¿Por qué nunca se equivocan los nuestros?


lunes, marzo 22, 2010

Así defiende Carlos Jiménez Villarejo al juez Garzón...

"P. ¿Es delictivo participar en unos cursos subvencionados por un banco y que luego se archive una causa contra directivos de ese banco?
R. Llevamos 25 años en que las asociaciones de jueces y fiscales, conservadoras y progresistas, han celebrado congresos comiendo en la mano de los bancos y cajas de ahorros, que han aportado cantidades importantes, han pagado gastos de alojamiento y seguramente algo más. ¿Por qué no se preguntan los jueces y fiscales cómo encaja esto en el ejercicio libre e independiente de su función si cualquiera de ellos ha tenido algún asunto con las entidades que les han subvencionado tan generosamente?"

Inquietante... Villarejo no hace una valoración sobre la bondad o maldad del hecho sino que hace algo peor, da a entender que las relaciones entre jueces y banqueros son frecuentes y con un tremendo "seguramente algo más" extiende a toda la carrera la bondad o maldad de la acción por la que otros acusan a Garzón... Los demás, como mínimo lo mismo... y seguramente algo más.... Lo de siempre en el debate público de este país.

No importa tanto que la conducta sea sancionable o no.

Lo más relevante es dejar claro que, sin aportar pruebas, la conducta de Garzón es frecuente dentro de la carrera judicial, que el juez Garzón no está sólo en ésto y no lo está en todos los sentidos.

Y, claro, acusar unicamente a Garzón implica la existencia de una persecución y un complot, porque aquí, cuando uno de los míos está en peligro, o nos juzgamos todos o no se debe juzgar a nadie, porque todos son igual de culpables y si se acusa a uno sólo es porque algo extraño (y condenable) sucede.

Interesante sentido de la justicia... Las faltas y delitos de los otros eximen siempre los errores que cometen los míos.

Ninguna voz puede levantarse por encima de las otras porque todas tienen algo que ocultar.

domingo, marzo 21, 2010

ALEXANDER NEVSKY

Eisenstein nunca fue un personaje cómodo para el estalinismo.

Formaba parte del variado y discrepante ámbito ideológico que, poco a poco, Stalin, fue aplastando hasta imponer el monolítico culto a sus decisiones y a su personalidad. Y en este sentido, Eisenstein era un intelectual independiente que en más de una ocasión entró en conflicto con ese creciente monolitismo que, por ejemplo, le obligó a reescribir la historia eliminando al Trotsky ya caído en desgracia de todos los planos de su "Octubre".

Tras dar lo mejor de sí mismo por la revolución en aquello que mejor sabía hacer, rodar películas y montarlas, Eisenstein tomó la decisión de salir de la Unión Soviética para estudiar la tecnología del cine sonoro. Seguramente era la mejor excusa para abandonar una Rusia que se estaba volviendo peligrosa.

Esa curiosidad terminó llevándole a Hollywood donde intentó algún proyecto cinematográfico que el antecesor del Comité de Actividades Anti-americanas terminó echando por tierra por considerarle demasiado vinculado al activismo comunista.

Sospechoso para los americanos, Eisenstein tuvo que volver a su país donde también resultaba sospechoso tanto por su pasado discrepante como por su viaje a los Estados Unidos. Y como consecuencia de ello todos sus proyectos fueron censurados hasta que la administración estalinista le ofreció rodar "Alexander Nevsky" bajo la tutela política de Dimitry Vasiliev que figura en los créditos junto a Eisenstein como director.

"Alexander Nevsky" es una epopeya patriótica que rescata de la historia medieval la victoria que los rusos tuvieron contra los germánicos caballeros teutones. Rodada en 1938, momento de máxima agresividad política del nazismo por toda Europa Central incluyendo la ocupación de los Sudetes, la historia de este príncipe ruso era perfecta para que, a propósito de ella, el estalinismo desarrollara un discurso patriótico de agrupamiento ante el enemigo alemán.

Y en este sentido "Alexander Nevsky" es un trabajo de encargo, una maniquea historia de buenos y malos en la que Eisenstein pone todo su talento al servicio de la propagando estalinista. El resultado es una película épica que, cuando consigue liberarse de las inevitables rigideces discursivas de la propaganda soviética, resulta interesante por si misma, por cómo cuenta lo que quiere contar brillando el talento de Eisenstein para la composición de imágenes llenas de significado, que hablan por sí solas, sin necesitar el sonido para transmitir un sentido que siempre está ahí, sonando de forma silenciosa en las miradas del público.

El resultado curiosamente no es nada emocional. Es tan frío y preciso como la idea que seguramente pensó por primera vez la posibilidad de esta película.

Los personajes no son individuos, sino arquetipos que desde su carácter apolíneo de modelos de perfección (o imperfección en el caso de los caballeros teutones) vehiculan actitudes y posicionamientos claramente ideológicos. Meras figuras cuya presencia suma de cara a la concreción de un determinado paisaje. Como un icono que presenta de forma estilizada el concreto mensaje... El esfuerzo y los sacrificios de los patriotas son adecuada y justamente recompensados con la aplastante derrota del invasor.

Puro cine político... del bueno.

Interesante.

sábado, marzo 20, 2010

RECUERDOS DE ATENAS


Y en tu definitiva ausencia
edificarán cientos de secretos
en el solar dejado por tu nombre.
Mas ya nada importará,
lo que se hable de ti y de tu tiempo,
a la dudosa luz cambiante
que proyecta el fuego de la memoria
cuando es suavemente aventado
con el espíritu de otras voces,
en los cambiados espacios de otros tiempos.
Habrá terminado todo lo que directamente te atañe
y tu recuerdo será materia informe
que engrosa la endeble solidez del estar
de aquellos que aún permanecen.

Y ni siquiera podrás lamentarlo,
definitivamente disuelto en tu propio olvido,
dependiendo para ser minimamente cierto
del esforzado recuerdo de otros
que precisan de la alargada frescura de tu sombra
para sentirse menos inciertos
bajo el implacable rigor de los días
sucediendo uno tras otro,
en la misma implacable manera
que tu desvanecido mirar
alguna vez sintió igual de apremiante
en el ensimismado mecanismo inaccesible
de su hermético silencio.
AVANCE DE PRIMAVERA


CHASING MOZART


VAMPYR

Rodada en 1932, "Vampyr" es una rareza.

A caballo entre el cine mudo y el cine sonoro, fue rodada muda... y eso se nota porque apenas son necesarias los diálogos que se añadieron posteriormente.

Nos cuenta la historia de Allan Gray, un joven interesado por el ocultismo en cuyo camino aparece el pequeño pueblo de Courtempierre. Allí, tendrá el encuentro con lo desconocido que busca. Tras una serie de experiencia extrañas, casi oníricas, encontrará un castillo donde un padre con sus dos hijas son víctimas de una malvada bruja vampiro.

Rodada en Paris, "Vampyr" es una película donde la potencia de las imágenes que se muestran es tan importante como la historia lineal que se nos narra y en este sentido, en su apariencia, entronca con películas-obras de arte como "La sangre de un poeta" de Cocteau o "La edad de oro" de Luis Buñuel, aunque la intención de Dreyer seguramente era más "mainstream" el resultado resulta hermoso, en algunos momentos (el reflejo con vida propia sobre el río o las sombras sobre la pradera), y casi siempre inquietante (la sombra asesina o el sueño que tiene Allan y en la que ve las cosas desde un ataúd).

Hay un determinado momento en que la historia deja de importar y las imágenes cobran vida e interés propio, sucediendo libres al margen del relato que queda en un segundo e inconsciente segundo plano que soporta lo que se ve de manera transparente. Y en este sentido "Vampyr" exhibe un tremendo poder de fascinación que se basta por sí solo para interesar gracias al talento de Dreyer para mostrar lo extraordinario con los escasos medios con los que contó.

Interesante.


SE

viernes, marzo 19, 2010

TOM WAITS

Take me home...


Leo y extracto de El Pais...

1
Obertura:

"El presidente del Tribunal Superior de Justicia de Madrid, Francisco José Vieira, aupado a este cargo a propuesta de la conservadora Asociación Profesional de la Magistratura, afín al PP..."

Más...

"Vieira se ha reunido en las dos últimas semanas en al manos cuatro ocasiones con los otros dos magistrados de la Sala de lo Penal, ambos conservadores..."

Parecen todos de "ellos"...

2
Acto único:

"Según ha trascendido, en esas deliberaciones Vieira y Fernández de Castro se han mostrado partidarios de anular total o parcialmente las escuchas porque, según sostienen, contravienen el artículo de la Ley General Penitenciaria en el que se apoyó Garzón para ordenar las intervenciones puesto que ese precepto sólo permite esa actuación excepcional contra abogados si se trata de casos de terrorismo."

3
Final...

"Por eso, Vieira, que preside el Tribunal Superior de Justicia de Madrid tras ser avalado por los vocales del Poder Judicial elegidos a propuesta del PP y algunos de los elegidos por el PSOE, ha trasladado su preocupación a la policía y ha pedido un rastreo..."

Así, la ordenación del barrido en busca de micrófonos que es el objeto principal de la noticia publicada consigue el determinado perfume que se busca. Sin quererlo, imaginamos quiénes son los malos y quién es el bueno... en las deliberaciones. Y por supuesto nuestro hombre es aquel que es "un poco" de "los nuestros".

No importan los hechos. Es mucho más importante quién los valora y desde dónde se hace la valoración.

Y de forma tácita se asume la desconfianza en la integridad de las personas, porque después de todo están ahí puestos por sus respectivos "suyos" y para ver las cosas como deben ser vistas desde las respectivas ópticas de sus intereses de "clase"... Resumiendo, los dos jueces conservadores buscan lo mejor para los suyos ante la incomodidad de un tercero, que parece más progresista (porque contó con la aprobación de algunos para llegar donde está), que no está de acuerdo con las tesis conservadores y que detecta filtraciones extrañas.

Entre otras cosas, la noticia se preocupa muy mucho por dejar clara la coincidencia entre los posicionamientos y la procedencia ideológica de quienes se posicionan, colocando este planteamiento al mismo nivel que los propios fundamentos de derecho en que se basan unos y otros.

Incluso, y desde un puro análisis de contenido, dedicándole mucho más espacio... Dejando claro de una forma indirecta, por la retórica de la superficie de noticia ocupada por ese concepto, cuál es la causa explicativa más relevante y convirtiendo los fundamentos del derecho en meras excusas o coartadas... porque si hubiera algún otro factor explicativo de mayor enjundia se hablaría de él en la medida de su importancia.

Lo que digo... Terminaremos teniendo carteros conservadores y carteros (y carteras) progresistas.

El mundo a la medida de los peores de nosotros.

jueves, marzo 18, 2010

"El verdadero espejo de nuestro espíritu es el curso de nuestras vidas"
(Ensayos, Michel de Montaigne)
JACKIE WILSON

No pity in the naked city...


miércoles, marzo 17, 2010

«Dividiendo la materia en unidades cada vez más pequeñas no obtenemos unidades fundamentales o indivisibles, sino que llegamos a un punto en el que hablar de división carece de sentido.»
Werner Heisenberg
LOU REED

Last great american whale...






"They say things are done for the majority
don't believe half of what you see and none of what you hear..."

martes, marzo 16, 2010

"la mecánica cuántica otorga al observador un papel vital en la naturaleza de la realidad física; como hemos visto, muchos físicos afirman que existen pruebas experimentales concretas en contra de la noción de “realidad objetiva""
(Dios y la nueva física, Paul Davies)
"... no basta hilvanar el saber al alma, precisa incorporarlo, hacerlo penetrar en el espíritu; no basta regarla, es preciso impregnarla; y si no transforma y mejora nuestro imperfecto estado, vale mucho, muchísimo más, que permanezcamos tranquilos; de lo contrario es el saber arma dañosa que ofende y molesta a quien lo posee por ir a parar a inhábiles manos que de él no saben hacer uso... El aditamento de toda otra ciencia es perjudicial a quien no posee la de la bondad."
(Ensayos, Michel de Montaigne)
THE JAM

Going underground...




"And the public wants what the public gets
But I don't get what this society wants
I'm going underground..."










THE PACIFIC

Es muy pronto para hacer una valoración. Los muchachos y yo sólo hemos visto el primer capítulo, pero es precisamente este aspecto lo que más me gusta y con lo que me quedo. "The Pacific" empieza lentamente, tomándose su tiempo, con las maneras tranquilas de una gran serie como "The Wire".

La historia empieza en la isla de Guadalcanal, dentro de la ofensiva de Nueva Guinea que el general Mac Arthur encabezaba con el objetivo final de recuperar las islas Filipinas y cumplir su promesa de volver... Buen sitio. Primera victoria aliada de importancia en el teatro bélico del Pacífico.

Es muy pronto para hacer una valoración general, pero ya puedo decir que la cabecera de la serie es maravillosa. Maravillosos trazos de carboncillo sobre blanco papel componiendo unos hermosos paisajes de batalla, primeros planos del carbón quebrándose mientras construye esa belleza... Pura y perfecta metáfora del esfuerzo que aquellos hombres pusieron en pos de una victoria que por aquel entonces significaba algo más que la mera derrota de un enemigo... el triunfo de la libertad sobre la opresión, el final y más bello de esos dibujos.

Mención aparte para la desasosegante experiencia de la Alta Definición. Un ver más y mejor que con la nitidez de la matizada profundidad de campo reclama la presencia del entorno que deja de ser un decorado plano para convertirse en un viviente envoltorio para las historias que de cuando en cuando despista la mirada con sus guiños de intrascendente significado con respecto del suceso esencial.

lunes, marzo 15, 2010

THE OBJECTIVE

Dirigidos por un misterioso agente de la CIA, un pelotón de soldados del ejército norteamericano se introducen en lo más profundo de las montañas afganas en busca de un líder tribal... muy pronto descubrirán que el objetivo de la misión es otro muy diferente.

Daniel Myrick, uno de los directores de "La bruja de Blair", traslada al desierto afgano su incuestionable habilidad para generar atmósferas inquietantes sin apenas medios.

Lo mejor que se puede decir de "The objective" es que es una película que rebosa talento por todas partes consiguiendo convertir el desierto en un lugar inquietante y peligroso en el que todo, hasta lo nunca imaginado, termina siendo posible para convertir al cazador en cazado.

Parte importante del efecto generador de esa atmósfera descansa en una inquietante voz en off que con oficio desgrana un texto muy bien escrito que, por momentos, contenido y tono, recuerda a una "Apocalypse Now" de Coppola cuya atmósfera de iniciático viaje hacia lo desconocido consigue recrear, un viaje que de forma inesperada conduce al más antiguo comienzo de todas las cosas conocidas por el hombre.

La película muestra algún defecto... Todos ellos directamente relacionados con una, en ciertos momentos, evidente falta de medios... Defectos que resultan siempre perdonados porque en el cambio el interesado espectador sale ganando en todo momento asistiendo al desarrollo de una historia que, erigida sobre familiares bases (el mismo grupo sometido a un entorno misterioso y amenazante de "The Blair Witch"), consigue siempre sorprender... lo cual, y vistos los tiempos que corren, no es poco.

Cada semana se estrenan películas con la décima parte del talento que tiene "The objective".

Intrigante y sorprendente.



domingo, marzo 14, 2010

ORDET

Basada en la obra del autor teatral y pastor luterano Kaj Munk, "Ordet" nos cuenta una historia coral en la que sobresale la presencia intrigante de Johannes, un estudiante de teología que como Don Quijote ha enloquecido leyendo obras teológicas. Su locura, que le lleva a creerse el mismísimo Jesucristo, pone en cuestión el modo en que su entorno familiar y social vive la personal experiencia de la fe en un ser superior.

Básicamente, "Ordet" pone sobre la pantalla los diferentes modos en que los seres humanos viven su actitud ante la vida desde la creencia religiosa y fundamentalmente contrapone un modo auténtico y directo, expresado por el loco Johannes, frente al resto de formas caracterizadas en su totalidad por el predominio de lo administrativo, de un ciego seguimiento de las normas fijadas que parece privado de la energía básica y esencial que lleva a Johannes a enfrentarse a la posibilidad de un milagro; un milagro en torno a cuya posibilidad se construyen los brillantes y pasmosos momentos finales de la película.

Siempre interesado por lo humano desde una perspectiva espiritual, Dreyer contrapone la religiosidad como sentimiento frente a la religión con norma, el sentimiento no racionalizable frente a la razón domesticada desde una creencia, actitud que lleva a todos a desconfiar de un Johannes, que se mueve a su alrededor como un fantasma, y a no ver la verdad que nace de sus palabras puesto que impasiblemente va anticipando desde su ignorado rincón todo lo que va sucediendo en la casa. Y en este sentido, Dreyer deja la puerta abierta al espectador para que este crea, si así lo desea, que Johannes es algo más que un simple loco... Quizá, el propio Jesucristo vagando entre los suyos sin ser reconocido.

La idea que, creo, fascina a Dreyer es la paradoja de que, preocupados y obsesionados en el cotidiano cumplimiento de los preceptos que su propia moral les impone, los creyentes no sean capaces de ver el acontecimiento excepcional de verdadera revelación de lo divino que sucede a su alrededor encarnado en la fascinante presencia de Johannes, quién puede ser simplemente un loco, pero también algo más, una presencia trascendente que para nadie resulta visible hasta el espléndido final.

"Ordet" es una de las grandes obras maestras de la historia del cine. Y lo es no sólo por la hondura de su planteamiento, sino también por la potencia de las imágenes que desde la más profunda ascésis conceptual Dreyer es capaz de crear.

Imágenes limpias y puras, casi cristalinas, estilizadas como iconos cuya belleza procede del significado que sugieren y que visten como un guante con una elegancia funcional y desprovista de cualquier adorno, una belleza recién lavada y sin maquillar a cuya magia esencial resulta difícil sustraerse.

Extraordinaria.


GLADYS KNIGHT & THE PIPES

Operator...


Brillante...

"Casi nadie recuerda nada y a casi nadie le importa, más allá de un minuto. La gente se afana y trampea por triunfar en competiciones u obtener distinciones que cada día dejan menos huella, entre otras razones porque hay demasiadas y nuestra memoria no da abasto. Ganar o perder viene a dar lo mismo."
(Esa cara me suena, Javier Marías)

sábado, marzo 13, 2010

P2P

Un juez sentencia en Barcelona que el P2P es legal...

""En sentido amplio", dice el juez, "el sistema de enlaces constituye la base misma de Internet y multitud de páginas y buscadores (como Google) permiten técnicamente hacer aquello que precisamente se pretende prohibir en este procedimiento, que es enlazar a las llamadas redes P2P".
(Leer más) (Leer la sentencia)

Estoy de acuerdo. No sólo el sistema de enlaces sino la propia comunicación y, como consecuencia, el inevitable hecho de compartir información forman parte consustancial de Internet. Nadie lo duda. Otra cosa es la naturaleza de la información que se comparte y si se comparte ésta de modo indiscriminado o de modo selectivo, especialmente por las consecuencias negativas que para cierta información de una determinada naturaleza, sometida a derechos de propiedad intelectual por una industria que vive del comercio de esa propiedad.

Y estoy seguro de que el conglomerado industrial del ocio no tuvo en cuenta las consecuencias de dos hechos combinados: la progresiva introducción de formatos digitales y la progresiva informatización de la sociedad. Aunque recuerdo bastante bien que mediante acciones comunicacionales y comerciales el proceso de introducción de formatos digitales como el CD fue un proceso dirigido por la propia industria buscando su beneficio y, sin duda, el de los consumidores. Recuerdo que el LP era frágil, duraba menos, sonaba peor, mientras que el CD era resistente, prácticamente eterno y su sonido era perfecto... cosa que hemos comprobado que no es tal porque la CD se rompen y se rayan como los discos de vinilo, por no hablar de la perdida personalidad del sonido de éstos basado en la percusión de la aguja sobre el microsurco. En cualquier caso es que yo, personalmente, me vi obligado a comprarme un reproductor digital de música porque las tiendas dejaron de vender vinilos... y la industria de producirlos en la gran escala en la que hasta ahora lo había hecho forzando claramente ese cambio... o, por lo menos, contribuyendo de una forma esencial a que sucediese.

Y una vez puesto en juego lo digital, un formato perfectamente compatible con la nueva sociedad de la información basada en Internet, la sociedad lo hizo suyo, lo transformó y en muchos casos no de un modo conveniente para los propios intereses de la industria que lo introdujo quién, sentada sobre el tesoro de sus ganancias, siempre pareció más preocupada por explotarlo que por prever el futuro y las consecuencias de introducir un formato abierto en una sociedad abierta como es Internet.

Era cuestión de tiempo que la sociedad se apropiara de un formato fácilmente almacenable, grabable y transmisible.

Y me pregunto yo si el problema lo tiene la persona de la calle que comparte sus discos o sus libros con otros cumpliendo el objetivo para el que nació Internet o la industria que no preveyó las consecuencias negativas, que sólo quiere las positivas y pretende trasladar a otros más responsabilidades de las necesarias.

Es bastante probable que una industria de ocio con mentalidad analógica se pegase un tiro lanzándose hacia lo digital sin pensarlo dos veces, sin valorar las consecuencias más allá del puro beneficio económico a corto plazo.

Es posible que la industria del ocio con mentalidad analógica deba transformarse y adoptar una mentalidad digital del mismo modo que los consumidores se vieron obligados en su momento a subir a los tratseros sus colecciones de discos de vinilo para hacer sitio a los CD's.

Es posible que ya sea demasiado tarde.

Para políticos e industriales Internet es un juguete, algo que vender a la gente y con lo que llenar de bonitas palabras de futuro sus balances anuales y sus discursos sobre el estado de la nación, pero Internet también es algo incontrolable, un campo de expresión donde con sus acciones y omisiones las personas se expresan poniendo en su lugar a todo el mundo.

Internet es el único ámbito de libertad que queda, un ámbito que los políticos y los industriales quieren controlar para su propio beneficio. No tengo tan claro que lo hagan para el nuestro, el de todos y cada uno de nosotros.

Y en este sentido me gusta la tendencia de este juez que en ejercicio de la libertad que le confiere su magistratura expone ideas llenas de sentido común, que como todo el mundo debería saber es el menos común de los sentidos y que recomiendo leer.

Está claro que la industria del ocio no está haciendo ningún esfuerzo para combatir el lado oscuro, para sus intereses, de la sociedad de la información blindando sus productos contra la piratería y la copia ilegal. Ha abandonado esa lucha, mucho más cara, por otra mucho más asequible, basada en la represión y la toxicidad, buscando controlar el uso que las personas pueden hacer de sus productos en sus ámbitos de privacidad. Una forma más asequible, pero también más perversa y autoritaria, porque la presunta incontrolabilidad de Internet no es otra cosa que una larga cola de sujetos individuales ejerciendo su libertad.

Los fabricantes siempre pueden venderme un coche que supera ampliamente los límites de velocidad marcados en la vía pública. La culpa siempre será del comprador por utilizar una potencialidad que, sin embargo, está ahí para tentarle.

Los fabricantes siempre pueden venderme un formato de almacenamiento de información fácilmente replicable y almacenable. La culpa siempre será del comprador por utilizar una potencialidad que, sin embargo, está ahí para tentarle.

Nadie nunca se pregunta por qué diablos esa potencialidad tiene que estar ahí, como una joyería que deja las puertas abiertas por las noches en una calle con las luces apagadas.

Y nadie se lo pregunta porque nadie quiere enfrentarse al implícito discurso de dominación que se deduce de esta desigualdad en el trato, un discurso de dominación incómodo de escuchar y que cada vez más nos hace libres en lo anecdótico (comprar en Alcampo o Carrefour) y menos libres en lo esencial (la viabilidad de una política o de una industria depende en mayor medida de si misma que de los comportamientos de las personas que las cuestionan... y si son demasiados quienes lo hacen quizá es que hay que revisarla porque no es viable bajo la tiranía de unas determinadas circunstancias que definen una realidad... es mucho mejor atacar con todo a quienes discrepan que revisar los propios planteamientos).

P2P significa intercambio entre iguales.

No lo olvidemos.

viernes, marzo 12, 2010

SKIP JAMES

Crow Jane...

Surrealismo (del malo) en estado puro...



"Speak english yo y speak english tu, we are speaking in english"
"the maxim mandatary ocups the poltron merengue"

Esto del inglés no puede ser tan difícil, se habla por lo civil o por lo penal y entre gente de orden tiene que ser fácil entenderse básicamente elevando la voz...

Nada puede detener al genio hispánico y mucho menos si es la ignorancia quién se opone.

Brutal como un huecograbado de Goya.

Conforme más pasa el tiempo más irreal parece.
LEONARD COHEN

Chelsea Hotel...




"Un cambio pertinente en el orden descriptivo impuesto por la teoría cuántica es, por tanto, el abandono de la noción de un análisis del mundo en términos de partes relativamente autónomas que existen separadamente aunque en interacción. Más bien el énfasis principal se pone ahora en la integridad indivisible, en la cual el instrumento de observación no se puede separar de lo que se observa.
En resumen, el mundo no es una colección de cosas separadas (aunque ligadas) sino una red de relaciones. Bohm se hace eco de las palabras de Werner Heisenberg: «La división común del mundo entre sujeto y objeto, mundo interno y mundo externo, cuerpo y alma, ha dejado de ser adecuada.»"
(Dios y la nueva física, Paul Davies)
"Mis propios ojos bastan para que me mantenga digno. No hay quien pueda vigilarme tan de cerca, ni nadie a quien yo respete más."
(Ensayos, Michel de Montaigne)

jueves, marzo 11, 2010

SKIP JAMES

Washington D.C. Hospital Center Blues...
















Me gusta el titulo que José Samano pone a su crónica de la debacle madridista frente a los franceses del Olimpique de Lyon... El futbol no tiene precio.

Y en parte es cierto.

El fútbol no tiene precio como no lo tiene ninguna cosa desde la perspectiva de esperar que única y exclusivamente pueda ser comprada con dinero. Y en el fútbol, como en todo, hay determinados aspectos que, por mucho que nos empeñemos, no pueden ser comprados con dinero.

La realidad o lo que quiera que sea aquello que está frente a nosotros y contra cuya superficie nuestra voluntad choca es siempre tozuda y reparte éxitos o fracasos con una distante ciega displicencia que parece haber copiado de la diosa Justicia.

Y anoche sucedió un nuevo episodio de ese eterno reparto.

El supergalactico Real Madrid de los 250 millones de Euros fue apeado de la máxima competición europea, esa que parece pertenecerle, por un equipo en horas bajas cuyos jugadores y técnico supieron jugar desde el impuro barro de su despreciada condición de goleables a su homónimo olimpo madridista.

Es cierto que el Real Madrid pudo irse en la primera parte con tres goles a favor y sentenciar la eliminatoria... pero no lo hizo. Quizá la suerte sea otra de las cosas que no puede comprarse con dinero como tampoco la eliminación de los errores humanos y fue un error por parte de su entrenador, Manuel Pellegrini, no entender el movimiento táctico de doble pivote que el entrenador francés presentó en la segunda parte para contrarrestar el aluvión de juego no cuajado en goles de los madridistas.

Esas dos cosas no pueden comprarse con el dinero de su presidente, Florentino Pérez, un constructor cuya fortuna encuentra sus raíces en la España inmobiliaria, clientelista y del pelotazo y que, del mismo modo que en su vida profesional, cree que poniendo dinero sobre la mesa hasta rebosarla para comprar jugadores es suficiente.

Recuerdo a Ramón Mendoza, ex-presidente del Real Madrid, decirle con su socarronería de tahur del Mississipi algo parecido a Pérez cuando éste empezaba a probar sus fuerzas como candidato a la presidencia del Real Madrid. Y el viejo Mendoza ha acabado teniendo razón... seguramente por casualidad.

El pelotazo y el dinero no lo son todo.

Hace falta un esquema de juego al que deben adaptarse los jugadores, elegir a los más mediáticos dentro de las necesidades de ese esquema, que sea el director deportivo y no el de Marketing quién aconseje los fichajes, reforzar la posición del entrenador sin desautorizarle... y también dinero... pero no por sí mismo, sino como medio para alimentar de la mejor manera posible otros fines.

Y no se engañen, pese a su comedida apariencia Pérez se parece mucho más de lo que los sentidos nos aconsejan al constructor que Javier Bardem interpreta en la película "Huevos de Oro".

La España del pelotazo que creía poder comprar el éxito a golpe de recalificación y talonario aun no ha muerto... Todavía queda el Real Madrid de Florentino Pérez que es tan de trazo grueso como esa inmensa Marina D'Or que asoma sin pudor sus deslumbrantes lentejuelas y brillos de pan de oro a las milenarias aguas del mar Mediterráneo.

El mar no tiene precio... O por lo menos no puede ser comprado de cualquier manera... Lo mismo le pasa al fútbol.
"Ante estos argumentos, el portavoz socialista recordó que su grupo y su partido aprueban todas las resoluciones de Naciones Unidas de condena de los crímenes del estalinismo, aunque también introdujo en su discurso las diferentes interpretaciones que se dan sobre los hechos y que dividen drásticamente a rusos y ucranios aún en la actualidad. Los primeros niegan que se tratara de una limpieza étnica; es decir, rechazan que fuera un genocidio, porque la hambruna también dejó un reguero de muerte por otras repúblicas soviéticas. Esta versión centra el objetivo de la represión de Stalin en los "terratenientes". Pero lo historiadores ucranios niegan esta versión, y defienden que la colectivización forzosa no fue sólo contra los dueños de la tierra, sino contra el pueblo."
(El PSOE rechaza que se obligue a enseñar los crímenes de Stalin, El Pais)

Llama la atención las dudas que se tienen sobre algunos acontecimientos históricos, siempre hay escuelas e interpretaciones... aunque la gente efectivamente muriera en masa de hambre, y lo clara que se tienen otras, por ejemplo las causas de nuestra guerra civil y la visión idealizada de nuestra II República... Y en este caso, hablamos de defensores de la verdad frente a interesados pseudo-fascistas

Lo único cierto es que esa hambruna que sucedió en varias repúblicas de la Unión Soviética, incluida Ucrania, fue consecuencia directa de una ciega y brutal política planificadora del estalinismo y hacer una lectura que separa nacionalidades a la hora de caracterizar el hecho es situarse interesadamente en el error. Porque el plurinacional estado soviético si algo tuvo es una alta capacidad para afectar con sus decisiones el destino de diferentes nacionalidades, de decenas de millones de personas... no sólo los ucranianos. A este respecto ahí esta "Imperio" de Kapuscinsky (si uno no quiere entrar en los libros de historia).

Probablemente, no se trate de genocidio.

Estoy dispuesto a entenderlo.

Quizá haya diferentes interpretaciones y lo sucedido en la antigua Unión Soviética no entre de una forma técnica dentro de la definición que encierra al concepto como tal, como delito internacional... "Se entiende por genocidio cualquiera de los actos perpetrados con la intención de destruir, total o parcialmente, a un grupo nacional, étnico, racial o religioso, como tal"... No estoy seguro... Aunque una de las máximas preocupaciones del stalinismo siempre fue alisar y aplanar la variada superficie de la Unión Soviética eliminando cualquier heterogeneidad basada en la creencia y/o en la condición, buscando el hombre soviético.

Pero no es menos cierto que, de ser así, habría que buscar algún otro concepto para definir esa vergüenza e introducirlo en los libros de historia y en el derecho... porque efectivamente la gente murió de hambre o fue obligada a abandonar en masa sus hogares.

Los hechos no son ni opinables ni discutibles.

Sucedieron y tuvieron los efectos que tuvieron sobre aquellos que los padecieron.

Y por eso no deberían permanecer ocultos tras un administrativo debate nominalista. Deberían tener por si mismos la visibilidad que merecen.

Se trataba de economías agrarias cuyo sustento de forma directa o indirecta se basaba en lo producido por la tierra, como no podía ser de otra forma cada año los campos producían para mantener en marcha y vivas a las sociedades que vivían de esa concreta economía, los funcionarios del gobierno soviético retiraban todo lo que producían los campos para que la Unión Soviética pudiera vender las cosechas en el mercado internacional a cambio de hierro y otras materias primas industriales, pero la gente empezó a no tener nada con lo que procurarse sustento de forma directa o indirecta y, como consecuencia de esa decisión tan maximalista, empezó a morir de hambre siendo en todo momento súbditos de la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas.

Y aquí es donde entran los matices... Pudieron ser tratados así por ser Ucranianos o Uzbekos o por ser simples números prescindibles dentro de una desalmada estructura de planificación que buscaba cumplir sus objetivos por lo civil o por lo penal. Yo, y por lo que se, me quedo con la segunda opción. Pero, y en cualquier caso, millones de personas se vieron abocadas a un terrible destino, incluyendo como cuenta Kapuscinsky madres que se comían a sus propios hijos, y eso es lo que no puede ser discutido.

Y es aquí donde entran los matices... A veces no sólo para definir los hechos sino también para controlarlos y domesticarlos cuando pueden ser perjudiciales para alguna concreta causa.

Quizá haya cosas que no deben tener nombre para que nadie pueda apropiarse de su monumental grandeza de hecho referencial que apunta hacia algo esencial y rebajar su sentido adaptándolo a las necesidades de sus siempre más pequeñas causas... pero eso es soñar a cerrados ojos llenos.

miércoles, marzo 10, 2010

"La utilidad del vivir no reside en el tiempo, sino en el uso que de la vida se ha hecho: tal vivió largos días que vivió poco."
(Ensayos, Michel de Montaigne)

martes, marzo 09, 2010

"La inteligencia está en la red... y la red es nuestra"
(Cesar Alierta)

"Salió el Atleti con un central diestro de central zurdo, un central zurdo de lateral izquierdo, un cuasi-interior derecho flojete jugando de lateral derecho y un velocista jugando de central diestro. En un equipo en el que el máximo mandatario es un veterinario y la representación institucional es competencia de un productor ejecutivo que dice "cluz", la verdad que no es para tanto. Aún así, el Atleti se ha especializado últimamente en permutaciones defensivas sin repetición, en las que destaca un electrón libre de nacionalidad checa que ha jugado ya en todas y cada una de las posiciones y un inamovible núcleo colombiano de veloz sprint y llamativa pifia."
(El Rojo y el blanco)
CRAZY HEART

La película nos cuenta la historia de Bud Blake, un cantante de música country en plena cuesta abajo personal y profesional, pero que, al mismo tiempo, es depositario de una cierta verdad personal y profesional que disfruta pero también sufre en los márgenes de una industria musical que le rechaza tanto como él la desprecia.

Su destino no puede ser distinto mientras, a su alrededor, constantemente, revolotean las canciones como las mariposas amarillas de Macondo; unas canciones que el espectador escucha interpretar en los diferentes lugares de Tejas y Nuevo Méjico por los que Blake vagabundea ganándose la vida, constantemente tentado por la falta de medios económicos y los cantos de sirena de una industria que reclama la magia de su talento. Pero, sobreviviendo en el espacio de oscuridad que le deja cada parpadeo de esa industria, Blake se empeña en no compartir con nadie la intimidad de sus canciones.

Porque lo mejor que tiene "Crazy Heart" es que, y aunque se centre en torno al personaje de Blake, el verdadero personaje principal es la canción que, poco a poco, mientras la historia avanza, brota de su corazón salvaje para en un amarillo revolotear terminar posada sobre las cuerdas de su guitarra.

La maravilla de "Crazy Heart" es mostrarnos las complicadas causas que llevan a ese efecto de belleza llamado canción que Blake termina cediendo a su heredero, Tommy Sweet (Colin Farrell) para que este la cante. Y en este sentido la película se convierte en un enorme destilador que gota a gota va produciendo la canción a golpes de vida del propio Blake, el roce de su propia contradicción contra la superficie emocional que otros personajes como Jean (Maggie Gyllenhal) o Wayne (Robert Duvall) amorosamente le brindan.

Y uno, de pronto, aprende a respetar todas y cada una de las canciones que Blake lleva prendidas de sus bolsillos, porque todas y cada una de ellas son pedazos palpitantes de su propia vida. Por eso, su arte es depositario de unas esencias que otros, que sólo pueden aspirar a repetir esa originalidad desde la industrial y desalmada -en todos los sentidos de la palabra- posición del cliché, ambicionan.

Por si quedaba alguna duda, la presencia arquetípica de Blake se convierte en viviente prueba extrema del coste que siempre supone ser propietario de un alma que merezca la pena.

Interesante y maravillosa.




domingo, marzo 07, 2010

"Yo he visto tirar de mapa a las empleadas, desplegarlo ante los ojos del cliente e intentar demostrarle que entre Barcelona y Mallorca hay mar."

El infierno son los otros... de toda la vida.
LOS HOMBRES QUE MIRABAN FIJAMENTE A LAS CABRAS

No voy a entrar en la pretensión que esta historia tiene de estar basada en hechos reales.

En algún momento de mi vida me recuerdo leyendo algún libro que incluía la noticia de experimentos llevados a cabo por norteamericanos y soviéticos al respecto de la posibilidad de usar las presuntas posibilidades que permite la presunta -también- cualidad de la telepatía, especialmente la de saber a distancia...

De ser ciertos lo único que demuestran esos experimentos es, a mi entender, que durante la guerra fría hubo dinero para todo... pero para todo....Aunque estoy seguro de que mucho éxito no debieron tener porque los norteamericanos aún no han podido encontrar a Bin Laden

No me despisto...

En la línea hilarante, ácida y contracultural de las historias del escritor norteamericano Kurt Vonnegut, "Los hombres que miraban fijamente a las cabras" es una comedia que basa toda su apuesta en el tratamiento realista del delirio y la astracanada. Y la apuesta funciona de forma relativa, con momentos buenos y no tan buenos, hasta que llega el momento de resolver, entonces la historia deriva a un inane relato de buenos y malos que el espectador ve suceder como quién escucha llover.

En cualquier caso, "Los hombres que miraban fijamente a las cabras" consigue hacer reír presentando una serie de personajes perdidos cada uno de ellos en su propio y personal delirante laberinto, laberintos vividos con una dramática seriedad que en ciertos momentos resulta hilarante.

Lastima que no haya una propuesta como tal que de consistencia a la primera mitad de la historia, en la que siguiendo al periodista Bob Wilton (Ewan MacGregor) y una vez conocidas las razones que llevan a viajar a Oriente Medio, aquel traba conocimiento con el absurdo Lyn Cassidy (George Clooney), su absurda misión y la no menos absurda historia de una unidad especial del ejército de los Estados Unidos cuya especialidad es el esperpéntico contrasentido de usar la paz para hacer la guerra.

Y la película amaga en algún momento con ofrecer algo más interesante que el trazo grueso de la astracanada, pero no termina de dar ese planteamiento que confiera a la historia el valor añadido que parece precisar con su apariencia alternativa y contracultural. Hubiera estado bien que la línea que se dibuja con el secuestro de Bob y Lynn por parte de unos iraquíes, secuestro que conduce a su liberación por una turbia unidad de mercenarios que termina montando un incidente en una gasolinera, hubiese tenido más continuidad y profundidad. Porque para mi gusto el corazón de la historia está en la sorpresa de los iraquíes que parecen verse sumidos de forma inevitable y resignada en la locura de los norteamericanos. Y esa desangelada y desesperada sorpresa de victimas desaparece demasiado pronto.

La historia está más obsesionada en seguir a Lynn y su misión olvidando el lugar donde se produce y los efectos que tiene desperdiciando la posibilidad de usar a los iraquíes para convertirles en el contexto de cordura donde sucede una locura que les convierte en víctimas. De ahí, la historia habría sacado el poder que no tiene y cuya ausencia la relega a la condición de pasatiempo intrascedente, algo que contradice la naturaleza de los mimbres con los que el argumento está construido.

Entretenida... no siempre.

sábado, marzo 06, 2010

"Los supervivientes pueden ser molestos y tediosos, aceptaba Levi, queremos revivir nuestros sufrimientos e imponérselos a los otros"
(Primo Levi. Ian Thomson)

"Había entonces una complicada matemática de los terrenos del toro y los terrenos del torero que, a mi juicio, era perfectamente superflua. El toro no tiene terrenos porque no es un ente de razón, y no hay registrador de la Propiedad que pueda delimitárselos. Todos los terrenos son del torero, el único ser inteligente que entra en juego y que, como es natural, se queda con todo"
(Juan Belmonte, matador de toros. Manuel Chaves Nogales)
EL RAYO VERDE


THE BALLAD OF CABLE HOGUE

Wait for me, sunrise...





















jueves, marzo 04, 2010

AGUJA


BRYAN FERRY

River of salt...


Bryan Ferry - River Of Salt  by  cripleyg

Siguiendo la actitud de Willy Toledo después de su desmán verbal perpetrado hace unos días hay que decir que, bien desde la ignorancia, bien desde la estupidez, bien desde ambas cosas, Toledo está siendo muy valiente defendiendo su error en todas partes donde se le llama.
En causas igual de justas o injustas, otros son mucho menos valientes teniendo la verdad de su lado o, por lo menos, creyendo tenerla.
Callan y otorgan.
Defendiendo lo indefendible Toledo es un ejemplo. Si todos defendiéramos lo que creemos con la misma actitud dispuesta, otro gallo nos cantaría.
Es una cuestión de forma, no de fondo.
Las cosas son así de curiosas y complejas.
Ha dado la cara.
No ha escondido ni el juego ni las cartas de su pensamiento.
Y eso lo respeto.
"Los niños conocen el cuento del rey Creso a este propósito: habiendo sido hecho prisionero por Ciro y condenado a muerte, en el instante mismo de la ejecución, exclamó: «Oh ¡Solón! ¡Solón!» Noticioso de ello Ciro e informado de lo que significaba, hizo comprender a Creso que a expensas suyas comprendía la advertencia que Solón le había hecho en otro tiempo, o sea: «que cualquiera que sea la buena fortuna de los hombres, éstos no pueden llamarse dichosos hasta que hayan traspuesto el último día de su vida», por la variedad e incertidumbre de las cosas humanas, que merced al accidente más ligero cambian del modo más radical."
(Ensayos, Michel de Montaigne)